¿Por qué evitar los Fast Food?

La mayor parte de los alimentos industriales (conservas, etc.), como los fast-foods, son alimentos muy pobres (incluso, aunque supuestamente se hayan enriquecido).

Además este tipo de alimento le deja con hambre, aunque aparentemente se sienta saciado, y verá que pronto uno vuelve a tener hambre. Su organismo sabe muy bien que no ha recibido la dosis necesaria de vitaminas, minerales, oligoelementos o enzimas (que mejoran la asimiliacion) y crea una sensación de hambre.

Estos pseudo-alimentos son calorías vacías que hacen engordar, sin alimentar realmente. No se sorprenda, por tanto, si siente una fuerza incontrolable que le “atrae” al frigorífico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *